Giras de estudio

Este 2018, se espera que más de 30 mil estudiantes viajen fuera del país. Acá algunas recomendaciones para tener una gira soñada.

En los últimos años, ha aumentado significativamente el número de jóvenes menores de 30 años que viaja al extranjero. El auge de las visas de trabajo o estudio, además de las ganas de conocer lugares diferentes, han llevado a que los chilenos estén interesados en dejar el país, aunque sea temporalmente.

En los últimos meses de cada año, los estudiantes secundarios comienzan a preparar sus respectivas giras. Aunque últimamente los destinos nacionales están retomando el interés de los jóvenes, la mayoría prefiere viajar fuera del país, principalmente a Argentina, Brasil, Estados Unidos y algunas naciones de Europa.

Las agencias de viaje, se espera que, entre noviembre de 2017 y enero de 2018, más de 30 mil jóvenes salgan fuera del país para sus giras de estudio, por lo que es importante tomar todo tipo de precauciones.

En primer lugar, recomiendan tener clara la documentación para que los jóvenes puedan dejar el país. Además de contar con el pasaporte o cédula de identidad vigente, según corresponda al país de destino, hay que considerar que estos viajes se realizan cuando los estudiantes cursan Tercero o Cuarto Medio.

Si bien algunos alumnos tendrán cumplidos los 18 años, hay otros que seguirán siendo menores de edad al momento del vuelo. Estos últimos necesitarán una Autorización Notarial de Viaje, legalizada ante un notario, y firmada por ambos padres.

Por otro lado, es importante que los viajeros cuenten con un seguro de viaje, que los proteja de cualquier eventualidad. Aunque los expertos reconocen que la mayoría de los paquetes turísticos para estudiantes incluyen estos seguros, recomiendan que los padres o tutores estén atentos a la cobertura de dicha asistencia.

“De por sí, los viajes grupales requieren una preocupación especial. Es fundamental que en una gira de estudio esté contemplada la contratación de un seguro de asistencia en viajes, para tratar cualquier contingencia de salud”, explica Juan José Santa Cruz, gerente general de la plataforma EstoySeguro.cl, que reúne la oferta de diversas compañías aseguradoras del país.

Según datos publicados por La Tercera, el 85 % de los malestares durante una gira de estudio son calificados como “menores”, es decir, resfríos, dolores estomacales o insolaciones, que pueden ser solucionados con la visita de un médico al lugar de alojamiento.

En tanto, aunque las probabilidades de contraer una enfermedad compleja son bajas, los entendidos explican que en estos casos es fundamental el seguro de viaje.

“Una enfermedad que requiere intervención u hospitalización, como una apendicitis, puede llegar a costar entre 15 y 20 millones de pesos sin seguro, una cifra difícil de financiar para cualquier familia chilena”, añade Santa Cruz.

 

Compartir:

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.